JACK FROST


Hola, amigos. ¿Cómo va eso?

Aquí la primera entrada del año, un poco tarde, lo sé, pero ya sabéis cómo soy 😛

No, no os voy a dar la paliza con mis propósitos de año nuevo ni os voy a volver a repetir que mi libro sale publicado el 26 de enero (ups, pues ya lo he dicho, no? jajajaja).

En realidad vengo a enseñaros uno de los artículos del número 4 de Ecos de la distancia digital, el especial de navidad. Y es que, con las fiestas, seguro que más de uno se perdió la revista y es una pena, porque hay un montón de cositas interesantes.

Voy a poneros la sección de mitología, que la dedicamos a Jack Frost, a ver si aquellos que no la han leído aún se animan a hacerlo.

Os recuerdo que en este número podéis encontrar un reportaje sobre el libro “Ládrame un cuento” en el que hemos publicado todas las ilustraciones a color.

Y nada más, os dejo con Jack Frost 😉

JACK FROST

ILUSTRACIÓN REBE CHAN

ILUSTRACIÓN REBE CHAN

Os confieso que me ha resultado difícil decidir a qué mito dedicar la sección de mitología de este especial de Navidad. Y es que no me apetecía ponerme pesada con historias y personajes que todos conocemos. Por eso elegí a Jack Escarcha, pues de repente recordé la película “El origen de los guardianes”, que me gustó mucho, y me di cuenta de que en realidad no sabía nada de este ser. ¿Y vosotros? ¡Vamos allá!

Jack Frost, también conocido como el Padre Invierno o Jack Frío, es una figura élfica perteneciente al folclore del norte de Europa, que personifica el frío y el invierno.

Su trabajo consiste en convocar las condiciones típicas del invierno y hacer que nieve; colorear el follaje en otoño; provocar la escarcha que cubre las ventanas o los carámbanos en los tejados y las hojas de los árboles. Se le conoce por hacer travesuras mientras dura este clima, como por ejemplo morder los dedos de los pies y la nariz cuando están frías. Jack Frost se encarga de crear las condiciones climáticas idóneas para que Papá Noel pueda entregar los regalos montado en su trineo.

Existe una versión más moderna que lo señala como un joven huérfano que se perdió en el bosque en invierno. Los duendes y elfos lo salvaron de morir de frío, transformándolo en el duende de la escarcha.

En otras versiones se lo conoce con una naturaleza más oscura: Jack es enemigo del rey del invierno y de Santa Claus. Su meta es convertirse en el señor absoluto del invierno; para ello anda constantemente molestando a los otros dos. También lucha por impedir que se celebre la Navidad, haciendo constantes travesuras.

Se le ha vinculado también al muñeco de nieve, Frosty, e incluso se le ha inventado una hermana, Jenny Frost, igual de traviesa y peligrosa que él, que simboliza la nieve.

El origen de este duende es incierto, pero, en cualquier caso, debemos buscarlo cientos de años atrás. Generalmente se considera que las raíces de Jack Frost están en la mitología nórdica o Vikinga, y que su nombre es una versión anglicanizada de Jokul Frosti. Jokul quiere decir «Carámbano», y Frosti «escarcha». Para muchos éste sería un sobrenombre del moderno Padre Invierno, quen no sería otro que el propio dios Odin, al que se le comenzó a dar este nombre con la llegada del cristianismo.

Para otros, Jack Frost es la versión modernizada del dios Kari, el gigante de escarcha, dios nórdico primario de los vientos.

También encontramos similitudes con el dios Ullr, descrito como un joven con patines para ir sobre el hielo, que desciende sobre las montañas trayendo la nieve y el frío. Era el único de los dioses que salía del Valhalla en invierno.

En Rusia existe una versión muy parecida a Jack Frost, por ello hay quien piensa que quizás su figura descienda en realidad de allí. Su Padre Escarcha o Ded Moroz, descrito en los cuentos rusos como forjador, forja el agua y la encadena a la tierra, formando los carámbanos del invierno, convirtiendo fuentes en flores de hielo, y lagos y ríos en espejos. En algunas partes de Rusia le dan una compañera (hija o esposa), Snegurochka o Señorita Nieve. Juntos controlan el tiempo invernal.

Para los rusos, Ded Moroz es además quien reparte los regalos en Navidad, acompañado de Snegurochka; juntos van en su trineo de tres caballos (uno blanco, otro rojo y otro negro). En algunos cuentos se ha señalado a Jack como un hijo de este Padre Escarcha ruso.

Por otro lado, en Alemania encontramos a la Madre Nieve, Frau Holle, que hace las veces de la señora del invierno; posiblemente un recuerdo de diosas como Friga, diosa de las nubes y esposa de Odin, o la diosa Hell, hija de Loki y señora del infierno, que para los vikingos era un mundo de hielo.

ESTEFANÍA JIMÉNEZ

 

Anuncios

2 pensamientos en “JACK FROST

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s